VISITANDO ZAMÁNS

Publicada en Publicada en ALI, VIAJES COMPARTIDOS

Hoy nos toca Zamáns. Para los que somos de Vigo o alrededores, muchas veces no apreciamos la parte de la montaña tan maravillosa que poseemos tapada por la importancia y belleza que nos aporta el mar, sin embargo hay verdaderas maravillas.

Esta ruta me parece ideal para ir integrando a los más peques en el senderismo, ya que es una ruta muy sencilla, pero de gran belleza y con muchos elementos distintos que hacen de la excursión un no parar de sorprenderse.

Hemos hecho esta ruta una mañana de domingo, en vez de entera hicimos uno de los trozos.

Nosotros llevamos una libreta donde escribimos pruebas y vamos ganando puntos. Las pruebas suelen ser, encontrar un molino, encontrar la cascada, recoger un número de piñas concreto,…, cosas de este tipo, para mantener a los niños con entusiasmo ya que son pequeños, de hecho de momento solo jugamos nosotros y nuestra hija ya que él peque solo tiene 1 añito.

Comenzamos al pasar el embalse, que lo dejamos para el final, y lo primero que nos encontramos es la parte baja del embalse, las compuertas, que cuando están abiertas, como fue ese día,  son todo un espectáculo, y el ruido que nos guía hasta ellas es impresionante.

Lo siguiente, el imponente molino, que permite trasladarnos a épocas pasadas, y desde allí, ¡a buscar más!, encontramos la casa de los duendes, el otro molino,  paseamos a la orilla del río rodeado de un silencio roto por el agua y los habitantes que salían a saludarnos, la mejor, la pequeña ardilla que se acercó hasta nuestros pies.

Después de muchas emociones, llegó el momento de descansar un rato, y no hay mejor lugar que sentarse a la orilla del embalse y charlar tranquilamente de los sueños que están creando nuestros hijos y del paisaje que acabamos de descubrir.

“La familia os desea que disfrutéis de la magia de Galicia. ¡¡ah!! cuidado que engancha”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *